Entradas

Mostrando entradas de enero, 2015

El "secreto mesiánico"

Imagen
En el 4° domingo del tiempo ordinario, podemos meditar sobre lo que el Papa Benedicto XVI llama “el secreto mesiánico”, que es característico del Evangelio de San Marcos. ¿En qué consiste?

Este concepto es muy rico. Se refiere al “secreto” que manda guardar Jesús a quienes presencian sus milagros. El Señor no quiere que se publiquen las curaciones que hace o las expulsiones de los demonios que lleva a cabo. ¿Por qué actúa así?, podríamos preguntarnos.
Por una parte, Jesús mismo dice a sus discípulos que llegará un momento en que nada quede oculto. Su modo de actuar está lleno de sencillez y sinceridad. Le gustan las cosas claras y trasparentes. Sin embargo, en relación a sus “poderes sobrenaturales” pide guardar discreción.
La 1ª Lectura de la Misa, tomada del Libro del Deuteronomio, nos puede servir para enmarcar mejor el tema que estamos tratando. Moisés se dirige al pueblo para hablarle de los futuros profetas. Yahvé suscitará profetas, como él, que hablarán en nombre de Dios. Prefi…

Conversión

Imagen
Mañana, 25 de enero, si  no fuera domingo, celebraríamos en la Iglesia la fiesta de la Conversión de San Pablo. De cualquier manera, las lecturas del Tercer Domingo del Tiempo Ordinario, también tratan sobre el tema de la conversión.

La palabra “conversión” aparece, desde el principio, en la predicación de Jesús: “El tiempo se ha cumplido y está cerca el Reino de Dios; convertíos [haced penitencia] y creed en el Evangelio” (Mc 1, 15).
El Diccionario de la Real Academia Española señala que “convertir”, en su primer significado, es “hacer que alguien o algo se transforme en algo distinto de lo que era”. Procede del latín “convertere”.
La palabra castellana “convertíos” procede de la original griega “metanoèite”, que significa “cambiad de mente”, “cambiad de pensamiento”. Deriva de “metànoia”, donde “nous”, en griego, significa mente, intelecto, pensamiento.
La invitación de Cristo a “cambiar de mente” es muy exigente; diríamos que es radical. Significa volver al origen, cuando nues…

Diálogo ecuménico

Imagen
Mañana, 18 de enero, comenzamos el Octavario para la Unidad de los Cristianos. Concluye el 25 de enero, fiesta de la Conversión de San Pablo. En esta ocasión, nos parece oportuno transcribir una entrevista a Jutta Burggraf (1952-2010), publicada por ZENIT, el 17 de julio de 2007 con el título: El ecumenismo no está en crisis, llega a su madurez.

Para complementar la visión de la teóloga alemana con una perspectiva más actual, se puede leer el reciente artículo de Sandro Magister:
>Dialogo entre las religiones. La “Dominus Iesus” de nuevo bajo acusación
Entrevista a Jutta Burggraf (17 de julio de 2007)
El ecumenismo no está en crisis, «sino en una situación de mayor madurez: vemos hoy más claramente lo que nos une y lo que nos separa».
Lo comenta a Zenit la experta en ecumenismo Jutta Burggraf, alemana y profesora de Teología Sistemática y de Ecumenismo en la Facultad de Teología de la Universidad de Navarra.
El reciente documento «Respuestas a algunas preguntas acerca de ciertos asp…

El Bautismo de Cristo en el Jordán

Imagen
Después de haber pasado 30 años de vida oculta en Nazaret, Jesús, impulsado por el Espíritu y deseando cumplir enteramente el designio salvífico de su Padre, decide partir hacia el Jordán, para iniciar así su vida pública.

        Podemos imaginarnos la escena de despedida en Nazaret. En bastantes ocasiones el Señor habría hecho un viaje semejante (por ejemplo, a Jerusalén), por uno de los dos caminos que había: el del interior (por el valle de Iezrael y el monte Tabor) y el del Jordán (hasta llegar a Jericó, y después subir a Jerusalén). Pero aunque muchos nazarenos pensasen que era un viaje más, había una persona que sabía muy bien que no lo era: la Virgen.
        Nuestra Señora se quedaba sola. San José había muerto hacia unos años. María vivía totalmente para Jesús. Sin embargo, la riqueza interior de la Virgen, su gran fe y su confianza inquebrantable en la Providencia divina, no le llevaban a ponerse triste. Aunque no tuviese físicamente cerca al Señor, podía seguirl…

Epifanía: la fiesta de la Fe

Imagen
Comienza un nuevo año: el 2015. Al parecer, cada vez están más próximos los eventos anunciados por Nuestra Madre en las apariciones de Garabandal: el Aviso, el Milagro y el Castigo.

Los que han estudiado más esas apariciones y otras intervenciones de la Virgen en los últimos siglos hacen hipótesis sobre la cercanía de los sucesos profetizados en La Sallete, Lourdes, Fátima, Akita, etc.
Nosotros, queremos prepararnos para lo que ha de venir, siguiendo los consejos de Nuestra Señora en Garabandal: procurar “ser buenos”, hacer penitencia, aumentar nuestra devoción a la Eucaristía, y ser cada vez más marianos, a través de las muchas devociones a la Virgen que hay en la Iglesia, especialmente, por medio del rezo pausado y lleno de amor del Santo Rosario.
María nos llevará a su Hijo, que es el Centro de nuestra Fe: Jesucristo, verdadero Dios y verdadero Hombre. Conocer a Cristo y amarle cada vez más, para unirnos estrechamente a Él: esa es nuestra meta en esta vida; y darle a conocer a n…