Entradas

Mostrando entradas de diciembre, 2015

La Misericordia en los “Dictados de Jesús a Marga” (3)

Imagen
Con los siguientes textos terminamos de reproducir algunas frases sobre la “Misericordia” que se encuentran en el Tomo Rojo de los Dictados de Jesús a Marga (“La Verdadera devoción al Corazón de Jesús”), y que nos ayudarán a comenzar a vivir este Año Santo de la Misericordia con más provecho.

Para comenzar, reproducimos un mensaje de Jesús y de la Virgen a Marga, dado en el día de su santo (Santa Margarita de Escocia), diez años antes de la posible fecha del Aviso anunciado en Garabandal (13-XI-2006), y en el que el Señor habla mucho de la Misericordia.
Mensaje de Jesús y de María a Marga (13 nov 2006)
Virgen: No temáis. Os veo con miedo. Cuando veáis cómo se convulsiona todo, no temáis. Son las últimas convulsiones que provoca en el mundo el Demonio antes de salir de él. No temáis. Jesús: Hoy es (Sta. Margarita de Escocia) ¡Felicidades! Como ves, tu nombre es predilecto de mi Corazón. Me recuerda muchas santas. —No estaré nunca a la altura de esas Santas (palabras de Marga). No, hija…

La Misericordia en los “Dictados de Jesús a Marga” (2)

Imagen
Continuamos copiando algunas frases, en los “Dictados de Jesús a Marga” (Tomo Rojo: “La Verdadera devoción al Corazón de Jesús”), en los que aparece la palabra “Misericordia”. Si las meditamos despacio, en nuestra oración, nos servirán mucho para vivir intensamente el Año de la Misericordia.

— Escuchad, ved. Escuchad y ved los signos de los tiempos. Ved y tened pavor sólo de no estar convertidos a tiempo. Lo demás dejadlo a la Misericordia de Dios. Él sabe qué hacer. Poneos fielmente en sus manos, que determinará la suerte a seguir de cada uno de vosotros. ¿Alguno quiere ofrecerse antes? Si al Padre le ha parecido bien, tomará vuestro ofrecimiento para la Vida Nueva (Jesús, 10-I-2002).
— Se abren los Pozos de mi Misericordia: ¡Entrad!, ¡entrad todos! Luego, dentro de poco, serán cerrados. Entrad antes del Día. Luego no podréis arrepentiros, no os será dado, porque vosotros mismos os lo negasteis (Jesús, 14-VI-2002).
— Me dirán: «¿Cómo es queDios ha agotado su Misericordia? Mi Miseri…

La Misericordia en los “Dictados de Jesús a Marga” (1)

Imagen
En los mensajes del Tomo Rojo, primero de los Dictados de Jesús a Marga, aparece 59 veces la palabra “Misericordia”, íntimamente relacionada con la “Verdadera devoción al Corazón de Jesús”. El Corazón de Cristo contiene “infinitos tesoros de Amor” (cfr. Oración Colecta de la Misa votiva del Sagrado Corazón de Jesús).

El Papa San Juan Pablo II, cuando consagró en Cracovia, en el año 2002, el Santuario a la Divina Misericordia, dijo lo siguiente: «La Iglesia profesa de manera particular la Misericordia de Dios dirigiéndose al Corazón de Cristo. El acercarnos a Cristo en el misterio de su Corazón nos permite detenernos en este punto de la revelación del Amor misericordioso del Padre, que ha constituido el núcleo central de la misión mesiánica del Hijo del Hombre».
En el inicio del Año Santo de la Misericordia, podemos repasar algunas frases breves contenidas en los mensajes de Jesús y de María a Marga, y a todos nosotros.
--------------------------------
— No despreciéis este nuevo emp…

La Divina Misericordia en Santa Faustina Kowalska (2)

Imagen
Continuamos reproduciendo algunos textos del Diario de Santa Faustina Kowalska, en los que se utiliza la expresión “Divina Misericordia”, con el fin de comprender mejor qué significa y dar gracias a Dios por su Don inefable en este Año de la Misericordia.

— 29 VI 1935. Cuando hablaba con el director [El Padre M. Sopocko. Don Sopocko resalta en sus recuerdos que sin poder escuchar largas confidencias de Sor Faustina en el confesionario le recomendó apuntar todas las vivencias interiores en el Diario. Mientras tanto los asuntos que requerían ser tratados verbalmente, Sor Faustina los presentaba en la habitación del confesor] de mi alma sobre diferentes cuestiones que el Señor exigía de mí, pensaba que me contestaría que era incapaz de cumplir esas cosas y que el Señor Jesús no se servía de las almas tan miserables como yo, para las obras que deseaba realizar. No obstante oí las palabras de que en la mayoría de los casos Dios escogía justamente a tales almas para realizar sus proyectos.…