Consagración de Rusia al Inmaculado Corazón de María

El 13 de octubre próximo, el Papa Francisco consagrará el mundo al Corazón Inmaculado de María. Con motivo de ese evento, transcribimos parte del contenido del libro “Con Voz de Madre. Saber Escuchar” (pp. 44 a 52), que lleva a hacerse la siguiente pregunta: ¿es necesaria una consagración explícita de Rusia al Inmaculado Corazón de María para evitar una posible III Guerra mundial? En este sentido, puede verse el artículo de José María Zavala, en Religión en Libertad: ¿Por qué Francisco tampoco consagrará Rusia?   


     En la tercera aparición, el 13 de julio de 1917, como ya se ha señalado, la Virgen pidió la consagración de Rusia a su Corazón Inmaculado, con el fin de evitar una guerra peor a la que estaba por terminar. En la citada “tercera memoria” se cuenta así: La guerra pronto terminará. Pero si no dejan de ofender a Dios, otra guerra peor comenzará durante el pontificado de Pío XI. Cuando ustedes vean una noche iluminada por una luz desconocida, sabrán que esta es la señal que Dios les dará de que va a castigar al mundo por sus crímenes, por medio de la guerra, del hambre y de las persecuciones a la Iglesia y al Santo Padre. Para impedirla, vendré a pedir la consagración de Rusia a mi Inmaculado Corazón y la Comunión reparadora de los Primero Sábados. Si se atienden mis deseos, Rusia se convertirá y habrá paz; si no, esparcirá sus errores por el mundo, promoviendo guerras y persecuciones a la Iglesia. Los buenos serán martirizados y el Santo Padre tendrá mucho que sufrir; varias naciones serán aniquiladas. Por fin, mi Inmaculado Corazón triunfará. El Santo Padre me consagrará a Rusia, que se convertirá, y será concedido al mundo algún tiempo de paz. En la “cuarta memoria” Sor Lucía añade: En Portugal se conservará siempre el dogma de la fe, etc. También parece que la Virgen añadió: Recuerden que no deben decirle esto a nadie más que a Francisco.

     El 13 de junio de 1929, la Virgen volvió a visitar a Sor Lucía. En sus memorias relata lo que le dijo Nuestra Señora: Ha llegado el momento en que Dios pide al Santo Padre hacer la consagración de Rusia a mi Inmaculado Corazón, en unión con todos los obispos del mundo, prometiendo salvarla por este medio. Si no atienden mi súplica habrá otra guerra y muchas naciones serán aniquiladas.

     [Tanto Pio XII como Juan Pablo II consagraron el mundo al Corazón Inmaculado de María, pero no explícitamente a Rusia, como lo había pedido la Virgen].

     El Papa [Juan Pablo II] consagró “este mundo humano nuestro” y después añadió: “De modo especial confiamos y consagramos a aquellos hombres y aquellas naciones, que tienen necesidad particular de esta entrega y de esta consagración”, con una alusión implícita a Rusia, aunque sin nombrarla explícitamente como había pedido Sor Lucía en varias ocasiones de parte de Nuestra Señora. Tiempo después se hizo pública una carta de Sor Lucía, de fecha 8 de noviembre de 1989, con la consideración de que con esa consagración sí se cumplió lo que la Madre de Dios había pedido.

     Respecto a la Consagración, hay que señalar que no se hizo tal como la Virgen la pidió desde el principio, aunque el hecho de hacerla junto con los Obispos de todo el mundo permite afirmar que se cumplió parte de lo que Ella había pedido, con consecuencias positivas, como también ocurrió con la Consagración de Pío XII, que acortó el tiempo de la Segunda Guerra mundial (…).

     ¿Será necesaria una Consagración explícita de Rusia al Inmaculado Corazón de María? Hay voces que así lo manifiestan, llegando a afirmar que, en caso contrario, Rusia volverá a desparramar sus males por el mundo. Añaden que cuando se desencadenen esos graves acontecimientos el Papa completará dicha Consagración. Sobre la tribulación causada por el comunismo, hablan las videntes de Garabandal al referirse a la situación mundial en tiempo del Aviso (…). Lo que se puede decir es que, por alguna razón que desconocemos, los Papas no han hecho esta Consagración plenamente, a pesar de que han sido y son especialmente devotos de Nuestra Señora.

     ¿Se puede afirmar que con la consagración de 1984 se evitó todo castigo posterior? Es evidente que a partir de 1989 los acontecimientos comenzaron a precipitarse en los países del Este de Europa. La caída del muro de Berlín el 9 de noviembre de 1989, la unión de las dos Alemanias y la desaparición del comunismo en la Unión Soviética constituyeron un conjunto de sorprendentes acontecimientos que conmovieron al mundo entero. El 25 de diciembre de 1991, día de Navidad, fue arriada la bandera roja de los muros del Kremlin. Hay que señalar, sin embargo, que el Papa Juan Pablo II, en su Carta Apostólica Tertio Milenio Adveniente –que escribió como preparación inmediata para el Gran Jubileo del año 2000-, no atribuye los eventos milagrosos de Europa Oriental a la consagración de 1984, sino a las gracias del Año Mariano que inauguró en 1987 para toda la Iglesia. También es patente, por otro lado, que ese cambio en Europa del Este todavía no ha llevado a la desea conversión masiva de los corazones, tanto en Rusia como en los otros países, que es lo que pide la Virgen para evitar los castigos anunciados.

Comentarios

  1. La lamentable historia de las no-consagraciones de Rusia:

    http://www.fatima.org/span/essentials/opposed/desinformacion.asp


    ¿Se atreverá el Papa Francisco a hacerlo de una vez?
    http://www.religionenlibertad.com/articulo.asp?idarticulo=30831

    ResponderEliminar
  2. FIRMAR AQUÍ... https://secure.avaaz.org/es/petition/Consagracion_de_Rusia/

    ResponderEliminar
  3. Mi pregunta es porque Veo fecha de 24 de septiembre 2013 y mencionan aqui ustedes que Papa Francisco debe y haber consagrado Rusia el 13 de octubre pero no ponen ustedes De qué año se está hablando aquí por favor Espero su respuesta bendiciones abundantes gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El Papa Francisco consagro el mundo (no Rusia) al Corazón Inmaculado de María el 13 de octubre de 2013. Ver: https://www.aciprensa.com/noticias/esta-es-la-oracion-con-la-que-el-papa-consagro-el-mundo-al-inmaculado-corazon-de-maria-50011/

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

La fecha del Gran Milagro

El Papa saldrá de Roma antes de que suceda el Aviso

Testimonio de Catalina Rivas sobre la Santa Misa

El Aviso anunciado en Garabandal y la Misericordia

Las videntes de Garabandal